Quiz

Test: ¿Soy adicto a la pornografía?

Hay cosas que se pueden considerar normales en la vida de pareja, pero ser adicto a la pornografía sólo puede empeorar las cosas

Ilia Nuñez
Por Ilia Nuñez
  • Adicción al porno

    Adicción al porno

Como toda adicción, vamos a partir en que es perjudicial para la salud que alguien que vive En Pareja tenga adicción al porno. No es recomendable porque puede hacer que cambie tu líbido, que comiences a desarrollar trastornos de la personalidad y hay cambios neuronales que apuntan a que empezarás a ver a tu pareja como una imagen, y no como la persona que es.

 

¿Sospechas que tienes adicción al porno?

 

Nadie puede empezar una terapia para desaparecer su adicción al porno si no quiere, el problema es que muchas personas ni siquiera se dan cuenta de que están en un problema, que podrían lastimar a sus parejas y echar a perder una buena relación. Peor aún, lo ven como algo totalmente normal y lo fomentan.

Aquí te decimos en qué nivel de adicción te podrías encontrar, recuerda que visitar a un profesional de confianza también puede ser de mucha ayuda para sacar adelante tus dudas y resolverlas, todo es cuestión de que quieras.

Nivel #1. Miras pornografía una o dos veces por año, a veces miras películas eróticas nada más para salir de la rutina, pero no es algo que hagas frecuentemente en absoluto, simplemente lo haces para satisfacer una poca de curiosidad o para intentar hacer algunos trucos con tu pareja. Para aprender algo vaya.

Nivel #2. No sólo te gusta la pornografía, sino que también eres asiduo buscador de este tipo de material, ya sea que te encuentes navegando en internet, en sitios pornos, o lugares donde sabes que puedes ver porno sin el temor de ser juzgado o recriminado por tu pareja.

Nivel #3. Simplemente no puedes evitar ver pornografía, es algo que haces como una costumbre o hábito, cuando estás en casa, siempre buscas los canales que contienen este tipo de material y eres asiduo visitante de sitios pornos, es más, hasta tienes una gaveta con material fuertemente guardada en algún lugar de tu casa.

Las escenas violentas es algo de lo que tampoco puedes resistir, te gustan estas imágenes.

Nivel #4. La necesidad que sientes por ver pornografía ha influenciado tu líbido, esas ganas de hacer el amor no son igual que antes, ahora tienes que ver material porno, incluso cuando está tu pareja a tu lado, para que logres la estimulación adecuada y puedan tener algo de acción. De otra manera no es posible.

Nivel #5. No hay día en que no hables, veas, sugieras o al menos pienses en porno, esa idea está dando vueltas y vueltas en tu cabeza, todos los días te acosa la idea de hacer las mismas cosas que ves con tu pareja, y se las sugieres con la esperanza de que ceda a tus deseos.

Nivel #6. Traes pornografía en todos tus aparatos electrónicos, en tu casa en la televisión, el tu tablet, la laptop, en tu celular, incluso en las paredes de tu habitación, tienes material suficiente para pervertir a cien adolescentes, revistas, cintas, videos, material digital, pósters de tus estrellas favoritas, etcétera.

Nivel #7. En este nivel el problema ya es muy grave, pero no es imposible de solucionar, sucede que ya no puedes llevar una vida normal sin el uso de la pornografía, has perdido tu trabajo, las cosas que te gustaba hacer, tus hibbies, tus salidas, tus amistades, porque siempre estás encerrado en casa mirando porno, tu vida ha cambiado por una adicción.

 

Después de leer esto, ¿Consideras que tienes un problema con la pornografía?

 


Sigue a En Pareja en
   y en

Comentarios