Confesiones

Soy madre de un varón, no quiero que le teman por el hecho de ser hombre

Estoy criando a un varón para que sea parte de la solución y no del problema, tampoco quiero que sea repudiado por el hecho de ser hombre. 

Por María Encinas

- 07/03/2020 07:12

No solo hay que preocuparse por cómo cuidar a las niñas, sino también en cómo se crían a los niños, soy madre de un varón y no quiero que le teman por el hecho de ser hombre. 

Soy madre de un varón y no quiero que le teman por el hecho de ser hombre, lo estoy educando para que sea parte de la solución y no del problema, lo último que quiero es que sea repudiado por ser del sexo masculino. 

Estamos en medio de la preocupación de cuidar a las niñas, pero también se debe voltear hacia la educación de los niños, soy madre de un varón, no quiero que le teman por el hecho de ser hombre. 

Puedes ver: Detrás de un hijo, hay una madre lista para saltar sobre quien lo quiera lastimar. 

Soy madre de un varón, no quiero que le teman por el hecho de ser hombre. Foto: Pixabay.

Con todo lo que acontece, daña y duele en el país, las madres están preocupadas por sus hijas, quieren prevenirlas, pero las madres de los varones también deben de ocuparse de no criarlos con machismo. 

Debemos preocuparnos y ocuparnos de no permitir que ningún niño crezca en un entorno que le permita volverse perpetrador de algo tan atroz, de un círculo que le aplauda el machismo. 

No debemos permitir que nuestras hijas sean víctimas de algo terrible, pero también hay que ocuparse de que nuestros hijos no se conviertan en perpetradores de cosas malas. 

Las madres de los varones no quieren que sus hijos sean temidos por el hecho de ser hombres, esa frase aunque suene trillada, "no todos los hombres son iguales", tiene mucha razón, pues no todos los hombres son malos. 

Ahí entra el papel o rol de los padres de familia, deben criar hijos con suficiente amor y empatía, para que traten a hombres y mujeres de manera amable y con tolerancia. 

Quita eso de que a los varones hay que hacerlos fuertes y demostrarles menos caricias o amor que a las niñas, llénalo de besos y elimina ese paradigma social machista de los niños.

Jamás le digas a tu hijo varón que llorar es de niñas, las emociones no tienen género, solo se sienten y pueden ser libres de llorar cuando necesitan sacar lo que llevan dentro. 

El coraje y la impotencia es entendible, pero en los padres de familia está el educar a un hijo varón honrado, solidario, con tanto amor que no tenga las ganas de lastimar a nadie y sí de ayudar a quien pueda. 

Educa a un hijo varón que no se atreva a lastimar a ninguna mujer, cría a un hijo varón de bien, la educación comienza en casa y todos merecemos respeto mutuo, educa con el ejemplo y para que sean parte de la solución y no del problema. 

Te puede interesar: Donde no quieren a mi hijo, a mí tampoco, soy madre antes de todo.

Recibe todas las noticias en tu e-mail

Todo lo que necesitas saber sobre amor, familia y salud.

Debes completar un tu e-mail Debes completar un e-mail correcto.
Ya estás suscrito a nuestro newsletter. Pronto recibirás noticias en tu correo.

Suscribirse implica aceptar los Términos y Condiciones

Sigue leyendo

Ranking

Más de Confesiones