Logo En Pareja
El respeto es el secreto de cualquier matrimonio feliz

El respeto es el secreto de cualquier matrimonio felizFreepik

Enamorados

El respeto es el secreto de cualquier matrimonio feliz

La base para un matrimonio feliz está en el respeto, si muestran consideración uno del otro vivirán enamorados hasta que la muerte los separe

Por: María Encinas

La vida en matrimonio no es fácil, pero cuando hay amor e intención de ambos esposos, los obstáculos se podrán vencer, además de que el respeto es el secreto de cualquier matrimonio feliz para llegar a cumplir ese “vivieron felices por siempre”.

Lograr una complicidad con la pareja no tiene por qué ser complicado cuando están dispuestos a caminar juntos, a ser leales y a demostrarse su afecto, pero sobre todo a respetarse, ya que eso es el secreto de cualquier matrimonio feliz.

Hay dos puntos importantes en los que debe basarse el matrimonio, el respeto y el amor, teniendo estos ingredientes, tu cónyuge como tú podrán vivir enamorados y en armonía.

El respeto y el amor son la base de un matrimonio feliz. Foto: Freepik.

El respeto entre los dos debe ser mutuo, no tiene que existir el machismo ni el feminismo extremo en el matrimonio, debes demostrar que aceptas a tu pareja con sus virtudes, pero también conoces sus defectos y estás dispuesto a ayudarle a mejorar y no a juzgar esos detalles.

La admiración y el espeto por las cosas en que son buenos, algún deporte, en el trabajo, en la cocina, siempre debe estar presente, valora los sacrificios, la disciplina y el empeño que ejerce en cada labor.

El respeto no solo debe estar en la forma de dirigirte a tu pareja, sino también en la forma en que actúes, recuerda que es la persona que tú elegiste, a quien juraste amar y respetar todos los días de tu vida.

No importa que atraviesen por una discusión, siempre habrá roces o malentendidos, pero eso no es motivo para estallar en cólera y ofenderse, de esto solo pueden salir palabras hirientes de las que no son conscientes y se pueden arrepentir, por eso da media vuelta y tranquilízate.

 Una vez calmados, busquen la solución, no permitan llegar a los insultos verbales y mucho menos a los golpes, al contrario, encuentren ese punto medio y recuerden el amor que se tienen y que no deben manchar por culpa de un disgusto.

Te puede interesar: La clave para que un matrimonio sea eterno según expertos.