Hogar

Engañé a mi marido, ahora estoy embarazada de otro

Yo era la mujer que siempre buscó ser la esposa perfecta, lo había logrado, hasta que apareció otro hombre en mi vida

Por Jesmar Valdez

- 18/08/2017 02:05

Mi marido no puede saber la verdad de este embarazo - null (Foto: Pixabay)

Tenía la familia que siempre había soñado, esa que desde niña había querido, todo en mi vida iba perfecto, era un modelo a seguir entre todas mis amigas. 

Pues mientras la mayoría de ellas solamente contaban problemas con sus esposos, yo siempre presumía de lo bien que me llevaba con el hombre que estaba a mi lado. 

Sin duda alguna era mi complemento, mi otra mitad, no creía en amores perfectos, pero al parecer en esos momentos lo tenía, al menos eso creía. 

Pero un día apareció otro hombre, no entiendo en que momento pasó pero sentí como mi corazón se aceleró, comprendí que algo no estaba bien ya conmigo. 

No podía siquiera tener la idea de estar con otros hombres, digo, yo tenía al mejor de todos, me complacía en la cama, me daba todo lo que necesitaba. 

Sin embargo la curiosidad fue más grande que todo eso, un día él visitó a uno de mis hijos, sí, era mucho menor que yo, iba a la universidad con mi hijo mayor. 

Tenía 21 años de edad, por eso no podía comprender todo eso que me hacía sentir, aunque era muy atractivo, su cuerpo deportista y rostro muy bien cuidado. 

Mira también: ENVÍA CRUELES MENSAJES A LA AMANTE DE SU ESPOSO MUERTO

Ese día mi hijo no estaba, así que me pidió esperarlo mientras llegaba a casa, yo no miré nada extraño en eso, así que le dije que se podía quedar en la sala. 

Yo subí a mi habitación, tenía confianza en ese niño, había demostrado ser bueno, entonces me metí al baño, tenía que darme una ducha. 

Nada que pudiera llevar a un engaño, pero de pronto escuché que la puerta de la ducha se corrió, yo estaba desnuda, lo miré ahí parado sin ropa. 

Yo tenía que haber hecho algo en ese momento, pero cuando menos lo pensé ya estaba besando sus labios, no tenía fuerza de voluntad para resistirme. 

De pronto terminamos en la cama, esa que todas noches compartía con mi marido, debo admitir que fue maravillo estar con él, pero la culpa se apoderó de mí. 

Me dijo al terminar: Sabía que usted también me deseaba como yo a usted, sus ojos no podían mentir y yo simplemente ya no soportaba la excitación.

Solamente quise creer que todo eso había sido un sueño, una simple fantasía, era lo mejor que podía hacer, estaba segura no volvería a pasar de nuevo. 

Pero un mes después ese sueño se convirtió en mi pesadilla, pues descubrí que estaba embarazada, estoy segura que ese niño no es de mi esposo, ya que estuve otras veces con otro hombre. 

Cada vez que teníamos oportunidad volvimos estar juntos, aunque yo había dicho que no, pero me hacía sentir muy bien estar a su lado. 

Ahora el hombre con el que estoy casada no debe saber nada de esto, le diré que este pequeño es de él y toda nuestra vida seguirá siendo perfecta. 

Recibe todas las noticias en tu e-mail

Todo lo que necesitas saber sobre amor, familia y salud.

Debes completar un tu e-mail Debes completar un e-mail correcto.
Ya estás suscrito a nuestro newsletter. Pronto recibirás noticias en tu correo.

Suscribirse implica aceptar los Términos y Condiciones

Sigue leyendo

Ranking

Más de Hogar