Intimidad

Claves para llevarla al orgasmo

EN PAREJA te comparte una guía de ocho pasos para que la lleves al clímax 

Por Laura Trejo

- 18/10/2018 06:42

Llevar a una mujer al orgasmo, no es cosa simple, pues más allá del puro placer por causa de la penetración, las mujeres necesitan algo más: conexión emocional con su pareja. Sí, aunque suene ridículo, para ellas no es suficiente con el acto sexual, sino que requiere de todo un trabajo previo que está directamente relacionado con la conquista y lo que siente por ti. Los miles de detalles, besos y buen trato sin duda de reflejarán en esa sesión en la cama que tanto han deseado.

No hay una técnica especifica, no necesitar ser un amante experimentado, mucho menos leer un manual, simplemente fluir con el deseo que has provocado durante el cortejo. Métete esto en la cabeza: las mujeres reaccionan a los estímulos; así que si pretendes enloquecerla de pasión, primero enamórala.

Foto: Pixabay

Sabemos que en ocasiones existen encuentros casuales, pero incluso esos llevan un ingrediente que los vuelve apasionados: la sorpresa, la aventura. Pero te aseguro que días u horas antes del encuentro ustedes empezaron un juego de seducción que terminó en la cama o con un encuentro inesperado en algún rincón de la oficina o el auto.

Así que cuando empieces a salir con esa chica que tanto deseas, ve preparando ese camino previo que, insisto, no empieza en la habitación.

Sin embargo a fin de que el día del encuentro garantices que sellarás su primer encuentro  con un orgasmo EN PAREJA te comparte ocho tips para tener una noche plena de pasión:

1. Muchos besos. Seguro saliste con ella o usaron el clásico pretexto de ver una película en casa y la atmósfera para el sexto está lista; entonces, toma la iniciativa, es muy difícil que una mujer lo haga por temor a verse atrevida. Luego, empieza con un juego de besos intensos combinado con caricias. 

Tómala de la cintura, recorre sus brazos, su espalda. Recorre con tus labios su cuello y su pecho. Jala suavemente su cabello, disfruta su aroma. 

2. Juego de palabras. Enciende su pasión diciéndole lo hermosa que es mientras la besas, dile al oído  que te encanta su cuerpo, que huele delicioso, que la deseas. Eso la hará sentir tan segura de si misma que se liberará tal cual es en el encuentro.

3. Caricias y más caricias. Dicen que el orgasmo, como la tierra, es de quien la trabaja. Así que no escatimes, haz de las caricias un derroche. Sube y baja con tus manos por todo su cuerpo, concéntrate en sus piernas, aprieta sus senos, pégala hacia ti por la cadera.

4. Estimula su clitorís. Es el botón al placer, así que una vez que ella esté exitada, conduce tu mano hacia ese lugar, tócalo suavemente con los dedos o bien presiona ligeramente, ella te marcará el ritmo. Puedes hacerlo por debajo o por encima de la ropa interior, según las circunstancias.

Es probable que incluso en este punto, si todo va bien, este muy cerca del orgasmo, puedes parar un poco y propiciar un leve rozamiento entre sus partes íntimas preparando el camino a la penetración.

Foto: Pixabay

5. ¿Está húmeda? Seguro después de toda la sesión de caricias, está lista para lo que sigue, lo sentirás con la humedad de su vagina, si no es el caso, algo está mal, recapitula. Aunque es muy difícil que ella no reaccione a toda esa cascada de estímulos, créenos, puede pasar que quizá un mal día provoque que de plano ella no se concentre en el momento por mas que hagas. 

6. Sexo oral. Puedes saltarte este paso e ir directamente a la penetración, que seguro ambos ya piden a gritos. Sin embargo puedes poner la cereza del pastel con un buen cunnilingus. Recorre suavemente su vagina con tu lengua y concéntrate unos instantes en el clítoris. 

Cuida si la situación lo amerita, pues a veces, seguir con está practica puede interrumpir la conexión que ya traían como resultado del juego previo, pues implica que se separen un poco.
Considera si le gusta, pues es común que muchas se sientan incomodas.

7. Penetrala suavemente.  Llegó el momento de la verdad; de inicio la penetración debe ser suave, ella te marcará el ritmo y conforme vaya subiendo la intensidad, seguro será más rápida. Evita que la penetración sea desesperada de tu parte, recuerda que el objetivo es que ambos, pero sobre todo ella quede satisfecha con el encuentro. 

Cuidando cada detalle y dejando fluir la pasión el resultado será: orgasmo seguro.

8. ¿Y el cierre?: besos, ternura. Cierra el encuentro con un tierno abrazado, apriétala junto a tu pecho y continúen así el tiempo que sea necesario, bésala mucho. Recuerda que las mujeres están hechas de emociones y si enseguida de que termine la sesión de sexo te das la vuelta para quedarte dormido, seguro la harás sentir incomoda.

Foto: Pixabay

Recuerda que al momento de un encuentro íntimo, la comunicación y la confianza son ingredientes esenciales; así que durante el encuentro no sientas temor a preguntarle si le gusta como vas, pero sin duda es algo que simplemente sabrás por las reacciones de su cuerpo.

Antes del encuentro también, si es la primera vez también puedes recurrir a una cita romántica y si ya son pareja desde hace tiempo, puedes ir "calentando" en ambiente en las horas previas con una llamada o mensajes diciéndole lo mucho que la deseas.

También te puede interesar:

Recibe todas las noticias en tu e-mail

Todo lo que necesitas saber sobre amor, familia y salud.

Debes completar un tu e-mail Debes completar un e-mail correcto.
Ya estás suscrito a nuestro newsletter. Pronto recibirás noticias en tu correo.

Suscribirse implica aceptar los Términos y Condiciones

Sigue leyendo

Ranking

Más de Intimidad