Logo En Pareja
Sensibilidad no es lo mismo que debilidad, no confundas las cosas

Sensibilidad no es lo mismo que debilidad, no confundas las cosasPexels

Opinión

Sensibilidad no es lo mismo que debilidad, no confundas las cosas

Hay personas en este mundo que son muy buenas y sensibles, pero eso no quiere decir que sean débiles y fracasadas, por lo tanto, no debes de confundir; al contrario, tienes que ayudar

Por: Roberto Lizarde

La personalidad de todos y cada uno de nosotros es bien distinta, y así como hay personas que son más impulsivas, también existen aquellos que son más tranquilos y relajados, esos que normalmente suelen demostrar algo de sensibilidad; sin embargo, comúnmente confunden éste término con debilidad, y están muy alejados de la realidad.

Desde chicos solemos escuchar los consejos de mamá y papá para llevar una relación cordial con nuestros compañeros de escuela, y lo que sucede es que no todos son amables, pues por más que te portes bien, siempre hay uno o varios bravucones que quieren abusar de ello, pues en vez de interpretar la sensibilidad como tal, la confunden con debilidad y optan por molestarte.

Lee también: Vivir bajo la sombra de alguien más, cuando dejas de ser el protagonista

Desde aquí puede empezar el tormento para quienes son buenos y actúan por la vía de lo legal, pero como a ningún padre le gusta que alguno de sus hijos sufra, optan por aconsejarle que transforme su personalidad y que sea más rudo, pues sólo de esa manera lo pueden dejar de molestar.

Sensibilidad no es lo mismo que debilidad. Foto: Pexels

Mientras aprendemos ésta nueva estrategia, el niño o la niña va perdiendo su esencia, y así se va formando hasta su etapa adulta, aunque claro, es bien difícil que la personalidad de alguien cambie por completo,  y hay quienes pueden continuar siendo sensibles y empáticos con los demás, pero situaciones de ese tipo se vuelven a presentar tanto con la familia como con la pareja, y sí, ahí vamos de nuevo.

Lee también: Señales de que estás descuidando tu salud mental sin darte cuenta

A final de cuentas, nadie tiene el derecho de cambiar tu bonita personalidad para hacerte más duro y volverte uno de ellos, tú eres tú y ahí no tienes punto de comparación, lo único que te resta es demostrar que tu sensibilidad no tiene nada que ver con la debilidad, por lo que también deberás aprender a ser firme y establecer límites.

Por otro lado, si has detectado que alguien con quien te relacionas es así, evita abusar, el mundo ya está lo suficientemente lleno de gente mala como para todavía cambiar a los pocos buenos que quedan, tú también sé empático y trabaja en ti para que puedas estar en paz contigo mismo y con los demás.

Visita el canal de YouTube de EN PAREJA dando CLICK AQUÍ