Logo En Pareja
Matrimonio de ancianos se van al cielo tomados de la mano

Matrimonio de ancianos se van al cielo tomados de la manoPixabay

Romance

Matrimonio de ancianos se van al cielo tomados de la mano

Juntaron sus camas, Jack y Harriet fallecen tomados de la mano, una historia de amor que le ha dado la vuelta al mundo

Por: Yajaira Villarreal

En los últimos momentos de vida de la pareja Jack y Harriet Morrison ambos estaban en la misma habitación y juntaron sus camas para tomarse de la mano y partir al cielo juntos. Así lo informó un diario local llamado St. Louis Post-Dispatch.

Esta historia de amor continua en el cielo, pero en la tierra dejaron de existir el pasado 11 de enero, el señor Jack tenía 86 años. y su esposa Harriett 83. El que fallece primero fue Jack y horas después fallece Harriett

"Estoy triste. Pero sé que están en paz y vuelven a estar juntos ", dijo Sue Wagener, una sobrina criada por los Morrisons. "Realmente fue una historia de amor para los libros".

Pareja de ancianos mueren juntos tomados de la mano. Foto: Pixabay

La historia de amor entre KAck y Harriet comenzó en una cita romántica en Halloween, corría el año de 1955 cuando se dieron cuenta que eran el uno para el otro. "Fueron a un pequeño restaurante y nunca se separaron desde ese día", dijo Wagener. Se casaron unos seis meses después. Explicó la sobrina. 

Un encuentro afortunado vivió esta pareja, ellos se conocieron cuando Harriett acompañó a su padre en un viaje con el grupo musical en el que tocaba. y curiosamente quien manejaba el autobús era Jack. 

Desde ahí sintieron algo especial, y desde entonces ya nunca más se separaron, juntos criaron a una sobrina y a sus dos hijos. Este hermoso matrimonio se dedicó a la filantropía, y viajaban por el mundo juntos, pertenecían a Moolah Shriners. Esta es una fraternidad filantrópica.

"No veías a Jack sin Harriet", dijo Wayne Price, un compañero de Shriners. Cabe destacar que una vez Harriet tuvo un accidente, se tropezó y cuando cayó se rompió la cadera, ya sufría de demencia y la tuvieron que internar en el hogar de ancianos en el centro de rehabilitación The Woodlands of Arnold.

Al tiempo Jack empezó a tener algunas dificultades en casa solo, por lo que tambien lo metieron al mismo lugar de ancianos con su esposa. En septiembre Jack tambien se cayó y se fracturó el cuello. 

Ambos se apoyaron siempre incondicionalmente y en estos difíciles momentos más.  “Algunos días ella lo conocía; otros días no", dijo Wagener. En Nochebuena, Wagener le dijo a Jack que Harriet había dejado de comer y beber. Apenas comió o bebió después de eso.

La noche del 10 de enero ambos estaban muy mal y la sobrina pidió que juntaran las camas, así ambos se tomaron de la mano y partieron al cielo, rodeados de amor.

Te puede interesar:

Esto le pasa a tu cabello cuando lo lavas con cerveza VIDEO

TE RECOMENDAMOS