Logo En Pareja
Ni un día deje de pensar en ella, siempre la extrañe, la amé. Ilustración @whiterabbitarte

Ni un día deje de pensar en ella, siempre la extrañe, la amé. Ilustración @whiterabbitarte

Romance

Ni un día deje de pensar en ella, siempre la extrañe, la amé

Por: Juan Tonelli

Ni un día deje de pensar en ella, siempre la extrañe, la amé. Ilustración @whiterabbitarte

Ni un día deje de pensar en ella, siempre la extrañe, la amé. Ilustración @whiterabbitarte

Después de un divorcio consensuado con dos hijos, me enamoré y tuve un nuevo matrimonio. Tuvimos nuestro primer hijo y todo parecía ir bien. Pero ella empezó a llevarse mal con mis hijos.

Yo le mentía a ambas partes (mis hijos y ella), para evitar conflictos, para tratar de que todo fuera una atmósfera amorosa. A ella le decía que la adoraban, y a ellos que solo tenía mal carácter. Viví años haciendo malabarismos muy desgastantes solo para tener - o creer que tenía- una linda familia.

Tuvimos otro hijo más y nuestro amor se había esfumado pero yo seguía huyendo hacia adelante, armando proyectos para escaparme del nuevo fracaso matrimonial. Ella me trataba muy mal pero yo no me quería separar, siempre con la excusa de los chicos.

Lee también: Quédate con quien sepa lo mucho que vales y lo importante que eres

Comencé a tener amantes y la cosa parecía ir mejor, pero con el tiempo se fue convirtiendo en algo insostenible. Me di cuenta de que lo mío era miedo a separarme, temor a enfrentar lo incierto. Mejor malo conocido que bueno por conocer.

Por esos años conocí a una chica en Facebook. Empezamos a charlar, nos contábamos nuestros días, ella era de otra provincia. Estaba separada con 2 hijos. La cosa fue creciendo y si bien fantaseábamos con un día estar juntos, nunca me animé a contarle que yo estaba casado.

Pero un día no aguanté más, blanqueé mi situación y le dije que gracias a ella había vuelto a creer en el amor. Al poco tiempo tome la decisión de separarme. Mi mujer no podía creerlo. Estaba convencida de que yo no me iría de su lado salvo que tuviera otra mujer.

Investigando mi laptop descubrió que me estaba enamorando de alguien. Me separé igual pero decidí cortar mi relación virtual con esa mujer que me había hecho volver a creer en el amor.

Lee también: 5 formas en la que comporta un hombre después de haber sido infiel

La pensé, la extrañé, la lloré, pero no nos hablamos más aunque yo estuviera enamorado perdidamente. Después de varios años de estar solo, conocí a otra mujer con la que me llevo muy bien. La amo, quiere bien a mis hijos, viajamos, proyectamos, y hacemos todas las cosas lindas que se les pueda ocurrir.

Pero ni un solo día dejé de pensar en esa mujer que me abrió los ojos y ayudó a quererme. Seguimos hablando a la distancia pero nunca nos conocimos personalmente. Creo que sigo enamorado de ella y muchas veces pienso que es mi ángel virtual.

Ariel

Huimos, nos escapamos de nuestra pareja, solo para evitar el dolor, ignorando que lo estamos haciendo más grande.

Cómo se hace para perder las llaves? Para olvidar una dirección? Lo mismo pasa con el amor. Cuánto más intentamos olvidarlo, peor es.

Si te parece que la historia puede aportar algo a otras personas, compartila.

Si queres contarme la tuya con fotos o sin ellas, escribime a jotateuno@gmail.com O en forma anónima ingresando a www.juantonelli.com

La ilustración es de @whiterabbitarte

Podes conseguir mi libro “UN ELEFANTE EN EL LIVING, historias de cosas que sentimos y no nos animamos a hablar” en https://www.penguinlibros.com/.../240477-un-elefante-en...

Si estás fuera de Argentina podes conseguir el libro impreso en: https://librentaint.myshopify.com/.../un-elefante-en-el...