Logo En Pareja
Hombres que se casan con sus amantes

Hombres que se casan con sus amantesPixabay

Vida

Qué pasa cuando la amante se convierte en esposa

Si él fue capaz de dejar a una mujer extraordinaria por otra mujer extraordinaria, se debe entender que el malo del cuento es él y no la amante, mucho menos la esposa

Por: Yajaira Villarreal

No hay seguridad en nada, nada está escrito y todo cambia constantemente, expertos dicen que nadie puede saber lo que va a suceder mañana. Es por eso que cuando un hombre deja a su esposa para irse con su amante, es sólo el momento de vivir  la adrenalina, es como un triunfo más que un fracaso porque empiezan a comparar lo que tenían u lo que están adquiriendo.

No nos enfocaremos quien tiene culpa o emplear juicios, en este artículo se hablará de ese paso que da ella, la otra que logró coronarse como la esposa y ha dejado el papel de la amante. A continuación En Pareja te muestra algunas reflexiones para que las tomes en cuenta si te encuentras en una situación similar. 

YA NO ERES LA AMANTE. Ahora eres la esposa ¿Cómo se supone que te debes comportar, pensar o sentir?, ¿Cuál es el cambio verdadero de ser la amante a ser la esposa?. Puedes ir de la mano de ese hombre por la calle, puedes presumir en tus redes sociales que te casaste, que ganaste, que ahora es tuyo.

Es tuyo un hombre que a la primera cayó en la tentación contigo, un hombre que dejó responsabilidad y compromiso para estar contigo porque le pareciste mucho mejor que lo que tenía en casa. 

QUE PASA POR LA MENTE DE LA AHORA ESPOSA.  Por su mente, pasa el miedo, ese que por el qué dirán no lo expone, al contrario lo vive en silencio, miedo a que su hombre la deje por otra más joven.

MIEDO A QUE QUIERA REGRESAR CON LA ESPOSA. Si, ellas piensan que deben ser mejor en todo para que no le pase por la mente a su ahora esposo, regresar con la ex, ese miedo siempre está latente en cada cosa que hace. Lamentable que ellas se sientan obligadas por ellas mismas para seguir teniendo a su lado a ese hombre que ya tenía un hogar, pero ella luchó para tenerlo como esposo.

DESCONFIANZA. Ella está consciente de que una llegada tarde de su hombre a casa, pudiera significar que haya estado con otra mujer y si en verdad no pasa nada, ella en su mente funciona distinto, sabe que si se trajo a un infiel a su casa, ella pudiera pagar el mismo precio que pagó su primer esposa, la infidelidad puede ocurrir en cualquier momento. 

FELICIDAD DISFRAZADA. Ellas mantienen su felicidad, si pero atormentada, pueden publicar fotos verdaderamente divertidas, besándose, abrazadas de su amor, pero saben muy dentro de ellas, que ese castillo se puede derrumbar en cualquier momento. ¿Cómo estar segura de que su hombre no la dejará?. 

Sin juzgar, ellas si sufren y mucho, no solo la esposa sufre, ambas sabe que hay dolor en el fondo de corazón, una por dejarlo y la otra por recibirlo.

Temas

Comentarios

TE RECOMENDAMOS