Logo En Pareja
Remedios caseros para los callos en los pies

Remedios caseros para los callos en los piesFreepik

Vida

Remedios caseros para los callos en los pies

Los pies también merecen un cuidado especial, de lo contrario pueden surgir los molestos callos

Por: María Encinas

El caminar mucho tiempo, usar tacones o zapatos completamente cerrados, ocasionan los callos, pero con estos remedios caseros diles adiós y comienza a mejorar la imagen de los pies.

Además de dar un mal aspecto a los pies, son molestos e incluso hasta dolorosos para las personas que los tienen, les producen incomodidad a la hora de caminar y ya no eres libre de usar cualquier tipo de zapato, por eso revisa estos remedios caseros, son de mucha utilidad.

Si quitarte los zapatos y remojar los pies en agua y limar con piedra pómez ya no te funciona, EN PAREJA te trae estos remedios caseros para ir dándole solución a tu problema de los callos o callosidades.

Los callos en los pies pueden ocasionarse por caminar mucho tiempo o usar los zapatos ajustados. Foto: Freepik.

Cebolla

Solo necesitas la mitad de una cebolla, frótala sobre el callo, es recomendable hacer esto por las noches, los jugos de la cebolla deben penetrar la zona afectada, una vez que termines enjuaga y colócate calcetines.

Aceite de oliva y ajo

Tritura un diente de ajo y mezcla con una cucharada de aceite de oliva, posteriormente colócalo sobre el callo y cúbrelo con una gasa, deja actuar durante toda la noche y repite esta acción hasta que el callo logre desaparecer por completo.

Higo

Probablemente un vecino o tú tenga un árbol de esta fruta, la cual contiene propiedades antiinflamatorias, por lo que consigue un higo y saca su pulpa, aplícala en el callo y deja actuar durante la noche, a la mañana remoja los pies en agua tibia y lima con una piedra pómez, una vez terminado el procedimiento, seca con una toalla y ponte crema humectante.

Bicarbonato de sodio

Para esto necesitas dos cucharadas de bicarbonato de sodio y 15 mililitros de agua tibia, revuelve el bicarbonato con el agua y realiza una pasta, aplícala en la parte afecta del pie y deja actuar por media hora, después retira con agua tibia la pasta y posteriormente loma con la piedra pómez.

Ya te hemos dado más opciones para acabar con las molestas callosidades de los pies, puedes intentar con todos, solo no irrites la zona afectada, porque entonces el malestar y el dolor será peor.

Por si estos remedios caseros no te son suficientes, este vídeo te da más opciones para atacar los hongos en los pies y protegerlos.

Te puede interesar: Remedios caseros para vista cansada ¡tus ojos te lo agradecerán!

Temas

Comentarios

TE RECOMENDAMOS